Tus ollas y sartenes quedaran como nuevo, con este truco de la abuela. ¡Increíble!

Todos tenemos en casa ollas o sartenes que con el paso del tiempo se van poniendo feos y lo primero que hacemos es limpiarlos con los productos químicos que nos venden en los supermercados.

Pero esto a la larga nos afecta a la salud, es por ello que queremos compartir con ustedes una serie de remedios caseros con los que podrán limpiar sus ollas y sartenes.

Cómo limpiar tus ollas y sartenes para dejarlas como nuevo

  1. CON GRASA PEGADA
    • Corta una papa en 2, esparce bicarbonato de sodio en la grasa pegada y con ayuda de la papa frota como si esta fuera una esponja. Puedes ir cortando la papa a medida que se ensucia y repetir el proceso hasta que quede totalmente limpia.
  2. DE ALUMINIO ENNEGRECIDOS
    Bien sabemos que el aluminio va perdiendo su brillo dependiendo de su uso y desafortunadamente se va oscureciendo con el paso del tiempo.
    • Empapa un trapo con leche y frota la superficie para obtener una limpieza inmediata. ¡Brillará nuevamente!
    • Agrega 2 cucharadas de cremor tártaro diluído en 250 ml de agua, pon a hervir por 10 minutos en la olla o sartén a limpiar, ¡notarás la diferencia!
  3. DE ALUMINIO PULIDO
    • Mezcla aceite vegetal y alcohol en partes iguales, frota la superficie y talla en donde se encuentren las manchas más difíciles. Sumerge en agua casi hirviendo y jugo de limón y enjuaga.
  4. DE ALUMINIO SATINADO
    Este material se limpia de manera muy fácil, no es tan complicado como otros materiales.
    • En un recipiente con agua tibia agrega bicarbonato de sodio, humedece una esponja con la mezcla y talla la superficie a limpiar.
    • Usa jugo de limón y un trapo para pulir la superficie, ¡quedarán como nuevas!

No dejes pasar más tiempo y aplica cuanto antes cualquiera de los remedios, tus ollas quedarán como nuevas y lo mejor de todo es que no utilizarás ningún químico.